Dragon Age: Origins – Ultimate Edition (PC)

Tratar con EA  es complicado. Te lo pone complicado para jugar. Quiero centrarme exclusivamente en el juego y que no le afecte el pésimo servicio de Esa Abominación, pero es imposible cuando varias partes del juego están tan enlazadas, como sus numerosos DLC.

Resumiré mi historia: desde el principio el concepto y el mundo de Dragon Age  me enamoró tanto, que me compré la edición coleccionista sin dudarlo (muy chula, muchos extras, un mapa de tela impresionante). Por desgracia, muchos de estos extras eran DLC  que necesitaban crearse una cuenta y varias tonterías más que al final no me llevaron a nada, teniéndome que poner en contacto con el servicio técnico. Y no solucionaron nada. Bueno, jugué sin los extras que pagué. Muchos DLC  después, me hice en las rebajas con la versión que hoy analizo, con todo el contenido incluido hasta la fecha… ¡Sorpresa! Los DLC  no se activan, y desde Electronic Arts  no dan ninguna solución. Y desinstalado que se quedó hasta nuestro presente, ya con una tercera parte en la calle. He tenido que piratear el juego que me he comprado dos veces para poder jugarlo como es debido. Gracias, EA.

Desahogado y entristecido por Bioware  (los creadores de este juego, comprados por El Aniquilador) comienzo con el juego en sí.

d4Jugabilidad: DA:O  es un juego de rol donde manejamos a un grupo de héroes ya sea con una cámara aérea o una en tercera persona sobre uno de los personajes (normalmente el que te creas al principio, que es tu representación en el juego y el protagonista principal). El juego se basa en las posibilidades, y por ende tiene varias formas de jugarlo. Por desgracia, juegues como lo juegues, el combate siempre está en medio, muchas veces a calzador.

No es que sea un combate malo, de hecho todo lo contrario. Una vez entras en pelea, puedes pausar la acción y darle a cada personaje órdenes por separado. O jugarlo en modo fácil todo en tiempo real usando sólo a un personaje y que los demás simplemente estén por ahí de apoyo. Porque realmente el juego quiere que juegues así. Hay un porrón de combates y si te dedicas a pausar cada uno como si fuera a turnos no acabarás nunca, y el propio juego te ofrece una cosa llamada técnicas  (que yo apenas le saqué uso pero seguro que hay gente que sí) donde puedes ir modificando a los personajes de tu grupo para que en ciertas situaciones hagan ciertas acciones (¡mi personaje está herido! allá viene otro a curarte).

En cualquier caso, el combate sería -más- aburrido si no pudieras personalizar a cada personaje como quisieras. Y en este hay muchísimo de eso. Clases, sub-clases, lista de habilidades y ataques a escoger… puedes personalizar a cada personaje como quieras, pero no puedes tener un personaje con “todo” como en otros juegos, ya que no hay suficientes niveles.

d2Pero ¿qué hacemos cuando no guerreamos? Lo primero es movernos por unos escenarios con ciertos objetos con los que interactuar (trampas, cofres, recolectar hierbas… lo típico en esta clase de juegos) pero entonces viene el núcleo, la gracia del juego: las conversaciones. Puedes conversar prácticamente con todo el mundo, y a través de estas conversaciones dirigir el rumbo que tomará la historia. Aquí las posibilidades son realmente impresionantes y la historia puede tomar muchísimas direcciones, haciendo que rejugar el juego por la mera curiosidad de qué pasaría si hubiera elegido X  sea obligatorio. Esto se añade a tus compañeros de grupo, sobre los cuales también puedes influir y según tus acciones les gustarás más o menos, hasta el punto de poder enamorarlos (no a todos, depende de tu sexo) (y no, no me refiero a que todo tenga que ser hombre – mujer, en absoluto).

Más allá de todo esto, el juego cuenta con las típicas convenciones del género, con gente que te da misiones y una principal que vas siguiendo a lo largo del juego. Además hay pequeños detalles como comercio, encantar armaduras, etcétera, que le dan profundidad pero no creo que merezca la pena centrarse en ellas para hacerse con una visión global de lo que es el juego.

La pregunta en realidad es ¿por qué un juego con tanta libertad impone tanto el combate? Sí, muchos se pueden evitar conversando, pero durante la exploración de los escenarios hay decenas de ellos que no puedes evitar. Algunos mejor resueltos que otros, pero en ninguno te dejan elegir si esquivarlos o pasar de largo ¿por qué se da esta situación en un juego que lleva la palabra rol por bandera?

Y ya sin irnos de mis habituales quejas, querría hablar de los contenidos extra que en su día eran DLC. No me quejo de ellos, ya que son extensiones o pre-cuelas del juego principal, sino de que en ningún momento se señala el orden adecuado para jugarlos y se notan menos cuidados en todo sentido que la historia principal, con detalles como que ciertas armaduras/armas del personaje principal, no se traspasan y te dan algo genérico. Y se nota más en nuestra versión española, con contenidos y frases sin traducir, algo que no pasa en el juego principal.

Historia: El punto más importante de todo el juego, probablemente. Es un juego que vive por y para su historia. No tanto por la calidad de la misma, que es realmente buena, sino por todas las ramificaciones que puede alcanzar en las manos del jugador. Personajes fantásticos, momentos impecables, todo aderezado con un mundo oscuro de fantasía memorable. El mundo del juego es inmenso, y te hablan constantemente de sitios como otros reinos y otros monstruos que no verás en este juego, pero eso no hace sino demostrar que el mundo que han creado es enorme y consistente, y que ya está preparado para descubrirse en futuras entregas.

El ejemplo perfecto de esto es que durante todo el juego vas desbloqueando entradas de El códice, una biblioteca personal llena de documentos y entradas de enciclopedia sobre sitios y monstruos que, aunque a muchos se le hará pesada, viene muy bien leer para ubicarse y entender el mundo que les rodea.

No voy a entrar en la historia en sí, ya que, siguiendo la ramificación de la que hablaba antes, cada raza y cada profesión dentro de esa raza tienen un inicio distinto con una historia distinta (aunque luego se unifican en un punto común). Podemos resumirlo muy por encima diciendo que Ferelden, tierra donde se desarrolla la historia, está siendo atacada por la Ruina, un ejército de engendros tenebrosos.d3

Arte/Tecnología: Tecnológicamente cumple bien. Sin más, bien. A día de hoy no provoca problemas en ninguna clase de PC, pero es porque tampoco es extraordinario. Los escenarios son grandes pero muy estáticos, hay varios enemigos en pantalla a costa de que sus modelados no estén detallados (no así los del resto de personajes con nombre) y las expresiones faciales están muy conseguidas, pero por favor evita que lleven alguna clase de gorro o casco, porque les queda horriblemente mal. Y al mínimo corte que des estarás tan manchado de sangre que parecerá que has troceado un cadáver. Eso es gracioso.

El estilo artístico por su parte es muy acertado, los personajes están muy bien diseñados, y lo único que se echa en falta es más personalización en las armaduras, pues hay muy pocos modelos durante la aventura. Lo mismo ocurre con las armas, que a veces incluso reciclan el arma, le añaden un efectillo de rayos y ya es un arma nueva. Y de verdad que no entiendo cómo se las arreglan las personajes para que les aparezcan sujetadores de la nada cuando están desnudas aunque claramente con su armadura habitual no llevan o es completamente distinto y más pequeño (sí, te estoy viendo a ti, Morrigan).

Música/Sonido: Un doblaje en inglés realmente cuidado junto a una música de mayoría ambiental que casa muy bien con el juego seguido de varios sonidos, como pájaros o gente hablando de fondo, que redondean este apartado metiéndote de lleno en la aventura y su mundo. Aquí solo puedo quejarme de la música de combate, que muchas veces desentona y se hace realmente pesada por aparecer cada vez que hay un combate. Y sin embargo tampoco es mala, simplemente le pesa aparecer tantas veces.

Duración/Dificultad: Es un juego realmente adaptable al jugador en ambos casos, así que no podría definir de una forma concreta que durará X o es fácil/difícil. El jugador elige si quiere combates estratégicos o acción directa, y él mismo elige si quiere volver a jugar eligiendo otras acciones o quedarse con su primera aventura. Si vamos a números podemos decir que el juego dura unas 50 horas y que sus extras van de la hora a las 10 horas, dependiendo de cuál. Creo que si bien la aventura principal se me hizo corta, los distintos extras saciaron completamente mis ganas de jugar, así que estoy muy satisfecho.

En resumen: No puedo quejarme. Desde el minuto 1 que lo juegas te das cuenta de que estás ante algo grande, y Dragon Age: Origins  es una novela grande. Sí, creo que más que un juego es una novela, porque en eso basa sus puntos fuertes: una historia fantástica, personajes memorables, y elecciones que cambian radicalmente la historia. Justamente lo que más le pesa es su parte de “juego”, con ese combate constante e innecesario, aunque no así el resto de factores, como la evolución que puedes hacer del personaje, que es mucha 8.5/10. Creo que Origins  es un genial ejemplo del género y que todo aficionado al rol debería jugarlo al menos una vez. Eso sí, huyendo de EA  como la peste, porque ellos no te van a dejar jugar.

d1Te enamorarás de Morrigan o te devolvemos el dinero ¡garantizado!


PC Usado: CUSTOM

  • Procesador Intel® Core, i7-2600K CPU @ 3.40GHz
  • Memoria RAM 16GB DDR3
  • Nvidia GeForce GTX 780
  • Windows 7 Professional 64 bits Service Pack 1
  • Jugado con teclado y ratón

Un pensamiento en “Dragon Age: Origins – Ultimate Edition (PC)

  1. Pingback: Dragon Age II (PC) | Analizando Juegos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s